Brasil se prepara para el ascenso al poder de Bolsonaro

0
115
BTCClicks.com Banner

Este primero de enero será un día histórico para Brasil. Y es que luego de casi dos décadas de dominio del Partido de los Trabajadores, organización ideológicamente de izquierda envuelta en el mayor escándalo de corrupción de la historia brasileña, la derecha regresará al poder de la mano de Jair Bolsonaro, en una ceremonia de investidura a la cual irán al menos 12 jefes de Estado, sin contar a los representantes de varias decenas de naciones.

Asimismo, se espera un gran despliegue de seguridad, en parte también duplicado debido al intento de asesinato que sufrió Bolsonaro durante su campaña electoral.

Brasilia, capital del gigante latinoamericano, será el escenario de este gran acontecimiento, ciudad en la cual ya se encuentra Bolsonaro con su esposa Michelle, y quien será su vicepresidente, Hamilton Mourao.

Bolsonaro llegó desde Río de Janeiro a Brasilia el sábado por la tarde y se instaló en la Granja del Torto, una de las residencias oficiales, pero no participó en el ensayo del domingo ni tuvo agenda oficial… A su llegada, el excapitán del Ejército tuiteó un video de una valla publicitaria con su imagen en la capital y escribió: “Gracias por la receptividad de siempre, amigos de Brasilia y de todo Brasil” indicó AFP.

Recordemos que Bolsonaro ganó de manera aplastante durante la segunda vuelta de las presidenciales ocurrida el 28 de octubre, con un total del 55% de los votos, sobre el candidato sucesor de Lula en el PT, Fernando Haddad, 11 puntos por debajo.

Mucha expectativa ante este cambio radical que promete Bolsonaro: Su énfasis estará en tolerancia cero ante la delincuencia, y una importante promoción de los sectores privados de Brasil.

Para el acto de investidura se esperan que 500 mil brasileños se concentren en las afueras del Palacio del Planalto, sede del poder ejecutivo. Si los números estimados se alcanzan, sería la mayor toma de posesión de un Presidente en la historia del Continente.

La toma de posesión de Lula, en 2003, contó con 200 mil personas, una cifra también record que podría quedarse corta ante los 500 mil que se esperan de Jair. Mientras, Lula cumplirá una condena de 12 años de prisión por ser el centro del mayor escándalo de corrupción de la historia de Brasil

Comentarios

No hay comentarios

Dejar respuesta