El nuevo gobierno de coalición en Italia se prepara para expulsar 500 mil inmigrantes ilegales del país

0
285
BTCClicks.com Banner

Luego de dos meses de intensos debates, el partido de derecha e identitario Liga Norte formó coalición con el populista Movimiento 5 Estrellas, ideas que a primera vista parecen opuestas, pero que tienen como objetivo principal terminar con la “decadente” era política de Berlusconi, cuyo partido, Forza Italia, a pesar de ser el tercero más votado, fue el gran perdedor en las elecciones de marzo.

En este sentido, la nueva coalición, la cual tiene la característica que son ambos partidos euroescepticos (no creen en la Unión Europea) han logrado crear un programa de gobierno conjunto bastante polémico en comparación a como se ha llevado la política Europea en los últimos años.

Por los momentos han descartado una salida inmediata de Italia de la Unión Europea, pero si pretenden modificar varios convenios con el gran ente supranacional. Asimismo, y una de sus medidas más polémicas, es que esperan repatriar más de 500 mil inmigrantes ilegales, la gran mayoría del norte de África y del medio Oriente, junto a una fortificación de las fronteras para evitar la masiva ola de refugiados que han entrado a Europa en los últimos años.

Esta medida fue acusada de ser xenófoba, excluyente, y de ultra-derecha, aunque ambos partidos se defienden argumentando que la Unión Europea ha generado esta entrada masiva de refugiados que ha afectado el desenvolvimiento de la Sociedad Italiana, y a pesar de ser dura, es una medida necesaria. Además, le quitarán ayudas sociales a los inmigrantes en general, para otorgárselas a los Italianos: “Italia primero”.

Recordemos que en los últimos años, está apareciendo en Europa un sentimiendo anti-Unión Europea y anti-inmigración bastante fuerte, que ya se ha manifestado con el Brexit, y el ascenso de partidos de derecha al poder en países como Hungría, Polonia y Austria. Lo que para muchos es un sentimiento similar al Fascismo.

Desde Francia, Marine Le Pen, ex candidata a la presidencia del país y una de las líderes principales de esta corriente Europea anti-progresista e identitaria expresó “Ahora Francia debe evitar que todos esos inmigrantes lleguen al país. Pero considero que Italia ha tomado una decisión razonable, aquí deberíamos hacer lo mismo… No es la primera vez que un país decide enviar a cientos de miles de personas a su país de vuelta. Argelia lo hizo en 1960 con los ‘Pieds-Noirs’, en referencia a la expulsión de un millón de ciudadanos franceses por parte de Argelia.

Sin duda alguna estamos viendo un cambio de era política en la Unión Europea. Existe mucho descontento con las medidas que le ha impuesto Bruselas al resto de Europa en los últimos años: multiculturalismo, progresismo social y las fronteras abiertas a millones de refugiados y al Islam, lo que ha generado un rechazo que ya se está manifestando en una importante reacción política de aquellos partidos conservadores, identitarios, proteccionistas y defensores del legado occidental.

Comentarios

No hay comentarios

Dejar respuesta