Primeras pruebas de una vacuna que neutraliza el Coronavirus tuvieron rotundo éxito

0
318
BTCClicks.com Banner

La carrera para la Vacuna contra el Covid-19 tiene un nuevo líder. Y es que la Facultad de Medicina de la Universidad de Pittsburgh ya probó en ratones una vacuna contra la enfermedad que tiene en jaque al mundo, pruebas que resultaron 100% exitosas.

La vacuna, la cual es suministrada a través de un parche del tamaño de un dedo, neutraliza el SARS-CoV-2 al generar anticuerpos específicos para el virus que pueden durar mínimo un año.

La Pittsburgh Coronavirus Vaccine, abreviada PittCoVacc, fue creada a un ritmo veloz gracias a que el 80% de la cadena genética del nuevo coronavirus es compartida con el SARS-CoV en 2003 y MERS-CoV, pandemias que fueron estudiadas a profundidad por el Instituto.

«Teníamos experiencia previa en SARS-CoV en 2003 y MERS-CoV en 2014. Estos dos virus, que están estrechamente relacionados con el SARS-CoV-2, nos enseñaron que una proteína en particular, llamada proteína de pico, es importante para inducir inmunidad contra el virus. Sabíamos exactamente dónde combatir este nuevo virus», explica el coautor principal Andrea Gambotto

Otra ventaja es que la producción masiva de la vacuna sería sumamente económica gracias al novedoso método de administración a través de un parche de microagujas indoloro, pero con mucha potencia:

Esta matriz es un parche del tamaño de la punta de los dedos de 400 agujas diminutas que administran las piezas de proteína de la espiga en la piel, donde la reacción inmune es más fuerte” explica la ABC.

Los parches que contienen la proteína que erradica el virus, luego de ser producidos industrialmente en “fábricas de células”, no necesitan permanecer refrigerados como otras vacunas, economizando los costos de transporte y almacenamiento.

Actualmente el equipo espera la autorización de la Administración de Alimentos y Medicamentos de los EE. UU. (FDA), para comenzar las pruebas en humanos antes de junio.

Generalmente, el proceso de pruebas de vacunas dura mínimo un año. Pero ante el avance mundial del virus y el caos generado, sumado a que el comportamiento de la vacuna en las pruebas ha sido similar al del SARS-CoV y MERS-CoV, podría acelerar el proceso de pruebas y distribución mundial a pocos meses.

Comentarios

No hay comentarios

Dejar respuesta